A un año a la distancia: La quema de carbón aumenta a un nivel récord en 104 mercados emergentes en 2018, pero también la generación con Energías Renovables

Share

Las nuevas inversiones en proyectos eólicos, solares y otros de energía limpia en los países en desarrollo cayeron bruscamente en 2018, en gran parte debido a una desaceleración en China.

Si bien la cantidad de nuevas plantas generadoras de energía limpia se mantuvo estable año con año, el volumen de energía derivada del carbón aumentó a un nuevo máximo, según Climatescope (www.global-climatescope.org), una encuesta anual de 104 mercados emergentes realizados por la firma de investigación BloombergNEF (BNEF).

Los resultados sugieren que las naciones en desarrollo se están moviendo hacia una energía más limpia, pero no lo suficientemente rápido como para limitar las emisiones globales de CO2 o las consecuencias del Cambio Climático. La mayoría de la nueva capacidad de generación de energía agregada en las naciones en desarrollo en 2018 provino de la energía eólica y solar.

Pero la mayoría de la energía que se producirá a partir de plantas de energía agregadas en 2018 provendrá de fuentes fósiles y emitirá CO2. Esto se debe a que los proyectos eólicos y solares se generan sólo cuando los recursos naturales están disponibles, mientras que las plantas de petróleo, carbón y gas natural producen las 24 horas del día.

Mientras tanto, el volumen de energía a carbón generado y consumido en los países en desarrollo aumentó a 6.9 mil teravatios-hora en 2018, en comparación con 6.4 mil en 2017.

Las aproximadamente 500 teravatios hora en el nuevo consumo de carbón es aproximadamente equivalente a toda la energía consumida en el estado norteamericano de Texas en un año normal. En los 104 mercados emergentes encuestados en Climatescope, el carbón representó el 47 por ciento de toda la generación.

China, tanto el mayor emisor de CO2 del mundo como el mayor mercado de producción y consumo de energía limpia, jugó un papel crucial en la historia. La inversión en nuevos proyectos eólicos, solares y otros proyectos de energía renovable hidroeléctrica no grandes en el país cayó a 86 mil millones de dólares en 2018 desde 122 mil millones de dólares en 2017. Esa disminución neta reflejó una caída de 36 mil millones de dólares en las cifras de inversión en energía limpia de los mercados emergentes, la mayor de la historia seguido por Climatescope.

Sin embargo, la disminución no se limitó a China. Las entradas a proyectos de energía limpia en India y Brasil cayeron 2.4 mil millones de dólares y 2.7 mil millones, respectivamente, respecto al año anterior. En todos los mercados emergentes encuestados, la inversión de 2018 cayó a 133 mil millones de dólares, menos que no sólo el total de 2017 sino también la cifra de 2015. En general, la disminución de los costos de la energía solar y eólica jugó un factor considerable en la caída de la inversión absoluta en dólares en las economías emergentes.

Inversión en proyectos de energía limpia en mercados emergentes

Fuente: BloombergNEF. Notas: Incluye 104 mercados no pertenecientes a la OCDE más Chile, Turquía y México. La energía limpia incluye la inversión en generación eólica, solar y otras tecnologías renovables. No incluye: grandes hidroeléctricas, nucleares o de gas natural.

“Los resultados principales del Climatescope de este año son decepcionantes”, dijo Luiza Demoro, quien administra el proyecto para BloombergNEF: “Sin embargo, aparte de las naciones más grandes, vimos algunos desarrollos importantes y positivos, en términos de nuevas políticas, inversión y despliegue”.

Excluyendo a China, India y Brasil, la inversión en energía limpia saltó a 34 mil millones de dólares en 2018 de 30 mil millones de dólares en 2017.

Más notablemente, Vietnam, Sudáfrica, México y Marruecos encabezaron las clasificaciones con una inversión combinada de 16 mil millones de dólares durante el 2018.

Excluyendo solo a China, las nuevas instalaciones de energía limpia en los mercados emergentes crecieron un 21 por ciento para lograr un nuevo récord con 36 GW comisionados en 2018, frente a los 30GW en 2017. Esto es el doble de la capacidad de energía limpia agregada en 2015 y tres veces la capacidad instalada en 2013.

A pesar del aumento en la generación a carbón, el ritmo de la nueva capacidad de carbón agregada a las redes en los países en desarrollo se está desacelerando, según Climatescope.

La nueva construcción de centrales eléctricas de carbón cayó al nivel más bajo en una década en 2018. Después de alcanzar un máximo de 84 GW de nueva capacidad agregada en 2015, los proyectos de carbón se desplomaron a 39 GW en 2018. China representó aproximadamente dos tercios de esta disminución.

“La transición del carbón hacia fuentes más limpias en los países en desarrollo está en marcha”, dijo Ethan Zindler, jefe de América de BNEF.

Los resultados del Climascopio llegaron justo antes de las negociaciones climáticas apoyadas por las Naciones Unidas durante el pasado mes de diciembre en Madrid.

Según el Acuerdo Climático de París de 2015 de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), más de 190 naciones han acordado reducir sustancialmente sus emisiones de CO2 para evitar los peores efectos del Cambio Climático. Además, según el pacto, las naciones ricas prometieron proporcionar 100 mil millones de dólares en fondos “norte-sur” a las naciones en desarrollo para ayudarlas a crecer de manera sostenible.

Los resultados del Climascopio de este año sugieren que se requerirá un trabajo adicional sustancial para cumplir con ese compromiso, a pesar de algunos avances.

Del total de 133 mil millones de dólares en financiamiento de activos que fluyeron para apoyar el desarrollo de nuevos proyectos de energía limpia en los mercados de las naciones en desarrollo, solo 24.4 mil millones de dólares el 18 por ciento provino de fuentes fuera de esos países.

De ese total, la gran mayoría provino de fuentes privadas de capital, como desarrolladores de proyectos internacionales, bancos comerciales y fondos de capital privado.

Además de presentar tendencias macro sobre energía limpia en los países en desarrollo, Climatescope califica y clasifica a los mercados individuales en su potencial general para el desarrollo de energía limpia. Por primera vez desde que el país se incluyó en la encuesta en 2014, India fue la nación con el puntaje más alto, debido a una variedad de factores, incluidas las políticas de apoyo. El resto de los cinco primeros incluyen a Chile, Brasil, China y Kenia, en ese orden.

Climatescope es un recurso público destinado a ayudar a los desarrolladores e inversores a evaluar las oportunidades, los responsables políticos comprenden los marcos de políticas en todo el mundo y los investigadores acceden a datos oportunos pero difíciles de recopilar. La encuesta completa de Climatescope, que incluye conjuntos de datos completos para los 104 mercados emergentes, se puede encontrar en www.global-climatescope.org.

The views and opinions expressed in this article are the author’s own, and do not necessarily reflect those held by pv magazine.