Litio

Share

En América Latina, los vértices del triángulo litio lo conforman Argentina, Chile y Bolivia, nación andina que en función de este elemento considerado ya como protagónico en los procesos de almacenamiento, ha impulsado a la economía de la nación plurinacional como nunca antes lo había hecho otro proceso productivo en las décadas recientes.

En México de acuerdo con el senador Alejandro Armenta, 31 de las concesiones para la explotación de este recurso otorgadas por los dos gobiernos federales anteriores, se encuentran en manos de inversionistas de China, Canadá, Australia y Reino Unido básicamente, pero ninguna se otorgó a inversionistas mexicanos.

Alejandro Armenta en entrevista con Hernán Gómez, programa El Octágono

El valor del litio a nivel global se ha incrementado en más de un sentido en la medida en que sus aportes para las industrias de la energía, aeroespacial, aeronáutica, tecnologías en telecomunicaciones y farmacéutica, han visto superadas sus expectativas.

Desde el senado de la República, Alejandro Armenta quien también es presidente de la comisión de Hacienda, informó en entrevista con el colega Hernán Gómez de la cadena de televisión la Octava: “Proponer una iniciativa de ley que busque impulsar una industria del litio o ‘litioquímica’, para desarrollar refinerías y coloquen a México en las próximas décadas como potencia número uno en el tratamiento de este energético ya que el potencial que tenemos es muy grande y así los empresarios mexicanos puedan participen en ella.”

Durante la conversación, el legislador hizo énfasis: “Con la propuesta de una iniciativa de ley, no se trata de ahuyentar a inversionistas, lo que se busca es que México garantice la inversión en este subsector energético.”

De acuerdo con Armenta: “En México el litio es transportado en buques, en vagones de tren a valor de un peso y a nuestro país lo regresan industrializado con un valor de dos dólares. Entre otros factores consideramos que el tema sea tratado a rango Constitucional como lo es el petróleo desde un punto de vista energético.”

Desde el Poder Ejecutivo Federal, según el legislador: “No se está pensando en expropiar el litio y sí contribuir a una iniciativa de ley robusta para impulsar la industria desde el Estado. En el Senado ya contamos con el respaldo de más de 50 integrantes para promover la discusión, incluso se tiene pensado organizar un Parlamento Abierto donde confluyan voces desde diferentes ámbitos del quehacer nacional.”

Captura de video: Bolivia, una potencia mundial en Litio

De avanzar una propuesta legislativa se tendría que modificar el Artículo 27 de la Constitución para considerar al litio como propiedad exclusiva de la Nación.

De acuerdo con los planteamientos de la exposición de motivos, el litio hoy tiene un valor de 4.5 veces al equivalente de la deuda externa soberana que asciende a 11 billones de pesos.

La posible legislación permitiría que el Estado sea el dueño de los medios de producción, explotación, extracción, comercialización, distribución y almacenamiento del elemento, y la iniciativa habilitaría el otorgamiento de concesiones a la iniciativa privada conservando el Estado el bien público.

De acuerdo con agencias internacionales de energía y círculos académicos globales, la importancia del litio para México es lo que en su momento fue el petróleo para los países árabes.

Sin duda, el litio también contribuiría a la Soberanía Energética como en algunos años lo fue el oro negro.

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.