Un silencio que empieza a inquietar

Bucerias, Riviera Nayarit, México

Share

¿Por qué son importantes las subastas?

Para los enterados en la materia, la respuesta es obvia. Pero para todos los consumidores de energía eléctrica que pagan su factura y padecen las agresiones del medio ambiente alterado por la emisión de contaminantes producidos por hidrocarburos, y que no tienen información suficiente y les interesa conocer el tema es importante recordar.

Son importantes las Subastas de energía de Largo Plazo (SLP), porque generan energía barata, limpia, amigable con el medio ambiente, generan empleos “verdes”, coadyuvan a conquistar metas internacionales en materia de contaminantes y el Estado mexicano tendría mayores recursos para invertir en redes de Transmisión y Distribución, uno de los eslabones del Sistema Eléctrico Nacional más endebles en toda la cadena de valor.

Por todo ello y más, el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) hace un llamado “enérgico”, al gobierno federal para que sea reactivado el proceso de la 4ta SLP y continue con los preparativos para su realización.

Ante la posibilidad de que se cancele este cuarto proceso, pues el silencio desde la esfera gubernamental al respecto es cada vez más denso, el organismo empresarial se pronuncia siendo sus principales destinatarios la Secretaría de Energía (SENER) y el Centro Nacional de Control de Energía (CENACE), entidad que anunció la posposición de este 4to proceso el pasado tres de diciembre.

Las SLP hacen posible que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y otros participantes del Mercado Eléctrico Mayorista compren electricidad generada a partir de energías renovables, limpias a bajos precios, como las generadas por las tecnologías fotovoltaica y eólica, en particular.

Con las tres primeras SLP se obtuvieron los precios más bajos a nivel internacional y el esquema ha sido reconocido por su éxito y transparencia por los países en los cuales se registran procesos similares.

En la última subasta el precio al que CFE adquirió electricidad fue 50 por ciento más bajo que su costo actual de generación, beneficiando así al público consumidor.

Para el periodo 2015–2018 las subastas generaron ocho mil 600 millones de dólares de inversión. El 65 por ciento de la capacidad comprometida en la primera subasta ya está en operación y de la segunda subasta el 18 por ciento ya está entregando energía.

Actualmente se encuentran en construcción 65 plantas de generación limpia en 18 estados, las cuales están empleando a más de 30 mil mexicanos de forma directa.

Mantener el esquema de subastas permitirá que las inversiones en los próximos 15 años en energías renovables generen más de 200 mil empleos directos e indirectos, e inversiones por 57.8 miles de millones de dólares. De esta manera, se contribuiría al incremento del Producto Interno Bruto en 29 mil millones de dólares, y aumentaría la capacidad instalada de generación renovable en un 235 por ciento, respecto a la capacidad instalada en 2015.

De acuerdo al comunicado emitido por la CCE, ante el actual panorama las empresas del sector eléctrico en México, reiteran su compromiso y su disposición de unir esfuerzos con el gobierno para generar la energía que el país requiere con energías limpias, renovables y de fácil acceso.