Disminuye el ritmo en la investigación en módulos fotovoltaicos: El proyecto Success continuará en Europa

Share

Han sido unas semanas muy sonadas para las tecnologías CIGS, pues la filial estadounidense de Hanergy, Miasolé, superó el 18 por ciento de eficiencia con un módulo flexible y una empresa conjunta germano-china estableció un récord mundial de eficiencia total de módulos.

Y ahora parece que este impulso continuará a lo largo 2020, con el anuncio de un nuevo proyecto financiado por la Unión Europea en el que participarán algunos de los principales actores del desarrollo de la tecnología. El proyecto apunta a eficiencias superiores al 20 por ciento para los módulos CIGS de 30 x 30cm.

El proyecto, Sequential, High Uniformity, Cost Competitive Elemental Selenization and Sulfurization for CIGSSe2, o SUCCESS, es una colaboración entre el productor holandés de equipos de fabricación SMIT Thermal Solutions; el fabricante de módulos CIGS Avancis, de propiedad china; y los institutos de investigación Helmholtz Zentrum Berlin, de Alemania; Institut des Matériaux Jean Rouxel Nantes, de Francia, y el TNO/Solliance, de Holanda. El proyecto ha sido financiado por el fondo SOLAR ERA.NET de la Unión Europea, que estará en funcionamiento hasta mayo de 2023.

“Cuando se alcance una eficiencia de más del 20 por ciento para un módulo de 30 × 30 cm, SUCCESS estará preparado para allanar el camino y reducir el costo total de la electricidad generada por la tecnología CIGS en cualquier aplicación, desde las instalaciones sobre suelo hasta la fotovoltaica integrada en edificios”: Jörg Palm, CTO de Avancis.

En 2018, la empresa japonesa Solar Frontier estableció el récord de eficiencia de las células CIGS en un 23,35 por ciento con una célula de 1x1cm. El proyecto europeo se centrará inicialmente en la ampliación de las técnicas utilizadas en células CIGS de alto rendimiento a zonas más amplias.

El grupo dice que investigará la mejora de la homogeneidad del proceso de selenización llevado a cabo en las herramientas de producción de prototipos de SMIT, y examinará los tratamientos posteriores a la deposición que utilizan metales alcalinos pesados, que han sido un factor clave en las principales eficiencias de las células pequeñas, y cómo se podrían aplicar en procesos de producción de mayor área.