Centrales de generación de energía eléctrica, saldo positivo. Producción de petróleo y gasolinas, saldo negativo: Balance de la Reforma Energética del 2013

Paseo de la Reforma

Share

A partir del 2013, han iniciado operaciones en el país 39 empresas en el mercado eléctrico nacional con inversiones comprometidas por ocho mil 600 millones de dólares, recursos que se han invertido o se invertirán en la edificación de centrales de generación de energía, la mayoría de ellas con tecnologías limpias, renovables.

Sin embargo, otra ha sido la historia en el sector petrolero y de refinación.

Siete de cada 10 litros de gasolinas que se consumen en el país provienen del extranjero y la producción de petróleo llegó a 1.7 millones de barriles al día durante el mes de octubre del 2018, cuando en el 2004, se alcanzó la cifra histórica de 3.4 millones de barriles.

El tema de mayor atracción durante el foro efectuado en la Cámara Alta, en el cual también participaron funcionarios de la Secretaría de Energía, el Instituto Mexicano del Petróleo, académicos de la UNAM y el Instituto Politécnico Nacional, así como empresarios fue el de Petróleos Mexicano.

Miguel Ángel Mancera, coordinador del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en el Senado: “Pemex necesita un saneamiento financiero porque no hay signos de recuperación en la producción, disminuyó de 3.4 millones de barriles diarios en 2014*, a menos de dos millones de barriles diarios en 2018.”

En otro momento de su intervención, quien fuera jefe de gobierno de la Ciudad de México: “La Empresa Productiva del Estado requiere de 60 mil millones de dólares al año para desarrollar el potencial de la industria nacional de exploración y extracción. Sin embargo, su presupuesto anual es de aproximadamente 27 mil millones de dólares”.

Juan Manuel Fócil, senador del PRD: “Después de la Reforma Energética disminuyó la inversión pública en exploración y producción de petróleo, y la inversión privada no llegó ante la caída del precio del barril de petróleo, hace tres años”.

De acuerdo con este panorama, hoy el sector petrolero de México se ubica en cuanto a fuente de ingresos económicos en la cuarta posición detrás de la industria automotriz, turismo y debajo de los ingresos generados por las remesas, cuando en años pasados la exportación de petróleo representó la primera fuente de recursos para el gobierno federal.

Miguel García Reyes, presidente de la Red de Especialistas en Seguridad Energética, señaló que el sector energético pasa por una severa crisis –por desabasto de combustibles y la venta de hidrocarburos en el exterior- a la que se suman los errores o inconsistencias de la Reforma Energética impulsada por la anterior administración federal.

*El dato correcto es 3.4 millones de barriles al día, pero en el 2004.