Yecapixtla de capital mundial de la cecina a un gran activo fotovoltaico

Share

Un estudio realizado por el Programa de Investigación para la Sustentabilidad de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), indica que es conveniente reemplazar la termoeléctrica de Huexca por una planta de energía solar.

De acuerdo con un reporte del periódico La Jornada, en su versión en línea, informa que expertos del Programa Universitario de Investigación para la Sustentabilidad (Pisus), celebran el llamado del presidente Andrés Manuel López Obrador para reconsiderar este proyecto de la termoeléctrica; ello debido a que el país está tomando decisiones importantes, y en esta lógica aprovechar que México se encuentra en la franja global de máxima exposición solar.

El pasado domingo el presidente, López Obrador, explicó que pondrá a consulta pública en el estado de Morelos, el futuro de la planta termoeléctrica de Huexca, debido a qué hay pobladores que se oponen a su construcción y de cualquier otra obra de infraestructura, lo que ha ocasionado enfrentamientos.

El estudio realizado por la UAM señala que la última subasta de energía limpias realizada por la Secretaría de Energía y el Centro Nacional de Control de Energía realizada a finales del 2017, logró el costo más bajo del mundo, con 20.57 dólares por megavatio-hora (MWh), además que el costo de la energía solar en México bajo un 80 por ciento entre 2010 y 2017.

El programa que cita La Jornada, menciona que la construcción, operación y mantenimiento de la planta solar de 584.6 MWh, tendría un costo de 3.16 mil millones de dólares por 30 años, mientras que la termoeléctrica en Huexca con la misma capacidad y periodo, costaría alrededor de 5.3 mil millones de dólares.

“Este último costo no incluye -y habría que incluirlo- el costo del mantenimiento de los gasoductos, así como la dependencia en un combustible fósil importado, cuyo precio es determinado desde el exterior del país, y el cual se obtiene principalmente a través de la fracturación hidráulica, lo que se conoce como fracking, lo cual implica la emisión de 141 toneladas por hora de CO2”, explica el programa universitario.

Los investigadores de la Universidad Autónoma Metropolitana, prevén que la sustitución de una planta termoeléctrica por una solar, ahorraría el desvío de 7.7 mil millones de litros de agua al año, líquido que se requiere para la agricultura de la región, además de que no se expondría a la población de un riesgo volcánico, ya que ubicar una planta y gasoductos en zonas eruptivas, puede ser altamente peligrosa según el Ordenamiento Ecológico y de Riesgo Eruptivo del Volcán Popocatépetl.

The views and opinions expressed in this article are the author’s own, and do not necessarily reflect those held by pv magazine.