La enseñanza de la energía: Su valor más allá de la teoría

Share

En memoria del Mtro. Roberto Acosta Olea

Un texto de Aideé Zamora Espinola y Sebastián Guzmán Díaz

Roberto Acosta y Sebastián Guzmán

pv magazine

El sector energético es uno de los que demanda mayor preparación a nivel profesional, los cambios constantes y la diversidad de temas en la materia, hacen que las enseñanzas y el perfil de los interesados en el ámbito requiera de mejora continua.

Estas ideas aterrizadas a la academia recaen en el papel inicial que el profesorado tiene, siendo académicos e investigadores nuestro primer punto de referencia e inspiración para trazar los objetivos y metas que como alumnos añoramos lograr.

Es a través de ellos que se van concretando las primeras ideas y conceptos que más adelante serán aplicados en la labor profesional y nos permiten formar las bases, en este caso, de lo significativo que la energía representa no sólo como rama de estudio, sino como lección de vida.

Desde el punto de vista disciplinar, la enseñanza de la energía representa una clave importante para el entendimiento de diversos problemas tecnológicos y científicos.

El concepto de energía es utilizado en campos de estudio como la ingeniería, la química, la biología, entre otros, aunque es un hecho que este conocimiento no es excluyente con otras áreas no relacionadas con la ciencia.

Sin embargo, es difícil responder en pocas palabras a la pregunta: ¿Qué es la energía? Lo que significa un reto en el afán de comprender a profundidad su significado y que muchas veces, es omitido su entendimiento completo por miedo a su carácter técnico y lo cual, crea en los interesados en el tema un hueco que no les permite visualizar el panorama tan amplio y funcional que existe detrás de concepto “energía”.

Roberto Acosta y Aideé Zamora

pv magazine

Frente a este planteamiento, es fundamental romper con hipótesis puramente teóricas del concepto de energía. Se puede recordar a este respecto la célebre frase de Einstein: “Ningún científico piensa con fórmulas. Antes de que el físico comience a calcular ha de tener en su mente el curso de los razonamientos. Estos últimos, en la mayoría de los casos, pueden expresarse con palabras sencillas. Los cálculos y las fórmulas constituyen el paso siguiente”. La energía posee un carácter más sencillo y común de lo que pensamos.

Su comprensión está inmersa en nuestra vida cotidiana, poniendo en evidencia lo integrador del concepto. La energía se encuentra en todo lo que nos rodea, al salir el Sol, al usar nuestro teléfono, en nuestros alimentos o al realizar cualquier actividad física, está nos acompaña día con día en sus diferentes equivalentes.

En este sentido, la comprensión significativa de este conocimiento exige superar el reduccionismo conceptual y plantear la enseñanza de la energía como un aprendizaje aplicado y de interés común, el cual permite formar estilos de vida y ser agentes de cambio conscientes de nuestro impacto conjunto.

Dicho con otras palabras, la enseñanza de la energía cobra un valor más allá de la teoría como un conocimiento fundamental que permite formar en nosotros un mayor criterio sobre la relevancia y transversalidad del tema, que en tiempos como el presente, requieren de la ejecución de acciones concretas y conscientes en pro del medio ambiente y de una sociedad más sustenible.

M.E.S. Roberto Acosta Olea (1970 – 2020)

Roberto Acosta

Roberto Acosta

Fue maestro en Energía Solar por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Desde 2002 ocupó el cargo como Profesor-Investigador de la Universidad de Quintana Roo (UQROO), institución en donde también, fue Director de la División de Ciencias e Ingeniería (2007 – 2011) y Director General de Servicios Académicos (2011 – 2012).

Fue miembro de la Asociación Nacional de Energía Solar (ANES) desde 1996 y Silver Member del International Solar Energy Society (ISES) desde 2001. Dirigió múltiples trabajos de tesis e investigaciones académicas, impartió más de 50 cursos a nivel licenciatura para las carreras de Ingeniería en Sistemas de Energía (UQROO) e Ingeniería en Energías Renovables (IER-UNAM).

Sus áreas de especialidad se desarrollaban en el ámbito de la energía solar y la planeación energética, con destacados conocimientos en la evaluación de sistemas fotovoltaicos, mediciones de radiación solar y análisis económico-energéticos.

Su legado queda plasmado en su gran capacidad, apoyo y atención hacia sus alumnos, atención que logró impulsar a muchos de ellos a rebasar sus límites y elegirlo como su mentor. Su ética, conocimientos y profesionalismo acompañarán a cada uno de ellos día con día y prevalecerá en sus memorias por siempre.

 

Twitter: @az_espinola

Twitter: @seguzdMX

 

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.