La inmunidad de la Generación Solar Distribuida

Share

David Montaudon, Gerente de Comunicación de Hannover Fairs México. SPM

Ya sea por la incertidumbre socioeconómica global derivada por la pandemia del Covid-19, o por los abruptos cambios en las leyes y operatividad del sector energético nacional, la Generación Solar Distribuida ha probado tener un cierto grado de inmunidad ante estos embates.

De acuerdo con el último estudio de la Agencia Internacional de Energía (IEA), la generación fotovoltaica y eólica fueron las únicas energías que aumentaron su participación durante la pandemia, incrementándose en un tres por ciento durante el primer trimestre de 2020. Además, ambas Energías Renovables demostraron que ya se han convertido en las tecnologías de generación eléctrica más favorecidas en los mercados de todo el mundo.

En 2019, la energía fotovoltaica y eólica representaron el 80 por ciento del crecimiento del suministro mundial de electricidad, mientras que las perspectivas para 2020 apuntan a que su crecimiento alcanzó el 90 por ciento. Con este crecimiento, el carbón será desplazado como el energético primordial de la humanidad en 2025.

Al respecto, un estudio realizado por la agencia Ratedpower a más de 100 expertos de la industria energética renovable global demostró que la confianza en el crecimiento de la generación fotovoltaica se mantendrá en 2021.

Esta situación va en sintonía con la perspectiva de la IEA de un crecimiento del 10 por ciento de energía renovable en todo el mundo este año, el cuál llegará hasta los 218GW, superando los 200GW adheridos en 2020.

Los principales obstáculos que enfrentará la industria energética renovable global, según revela la agencia Ratedpower, serán las políticas públicas restrictivas por parte de algunos gobiernos que puedan afectar los incentivos y las inversiones públicas de nuevas instalaciones renovables.

No obstante, como se puede observar en México, ni la pandemia del Covid-19, ni los cambios en las leyes energéticas, surtió efecto en el crecimiento de la Generación Solar Distribuida en todo el país.

De hecho, nuestro mercado de “techos solares” ha crecido exponencialmente desde hace una década. Tan solo en 2019, la Generación Solar Distribuida creció 40 por ciento a casi 1GW (975MW), además recibió inversiones por 1,706 millones de dólares.

Foto Morenergy

Incluso, durante los primeros seis meses del 2020, la CRE informó que la capacidad de generación total de contratos de Interconexión de Generación Distribuida pasó de 1,031.59 MW al cierre de 2019 a 1,196.52 MW, con un total de 165,528 contratos que abracan alrededor de 160 mil hogares y comercios en México. Donde la energía solar representó el 99 por ciento de los contratos.

Esta inmunidad se da gracias a varios factores que componen el ADN de esta forma de generación eléctrica.

Por un lado, los costos de los paneles solares han disminuido un 80 por ciento en la última década, por lo que ya es una tecnología asequible para diversos hogares y empresas en el país.

Otro aspecto tiene que ver con el hecho de que la energía solar ya es la más barata del mercado. En las últimas subastas de energía del mercado eléctrico realizadas por el CENACE a ocho empresas de energía eólica y solar en 2017, México estableció el récord de energía solar más barata del planeta en 1.77 ¢ / kWh.

También representa una industria del futuro que puede generar miles de empleos en las décadas por venir. Estimaciones de la Asociación Mexicana de la Industria Fotovoltaica señalan que se podrían generar 500 mil empleos directos hacia 2024 si tan solo se sustituye el cinco por ciento de generación basada en combustibles fósiles por energía solar.

Además, por su versatilidad, representa el corazón del modelo descentralizado de la generación eléctrica. Esta situación ayuda a crear un nuevo mercado de prosumidores, personas que pueden producir y almacenar su propia energía en un mismo lugar, lo que permite diversificar la matriz energética y llevar este servicio a cualquier parte del país.

Más importante aún que todos los factores anteriores, está el beneficio ambiental. Como lo establece la IEA, la adopción acelerada de la energía fotovoltaica y eólica serán nuestra mejor oportunidad para contribuir a reducir el 90% de las emisiones de CO2 que se requieren para cumplir con las metas del Acuerdo de París.

Con el objetivo de seguir fomentando el crecimiento de la Generación Solar Distribuida en el país, Solar Power México, la feria líder de la industria fotovoltaica en México y América Latina, pondrá al alcance de todos sus visitantes las últimas tecnologías de este sector.

 

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.