La solar de Estados Unidos entra al mercado spot

Share

Los proyectos de energía solar a gran escala en los Estados Unidos siempre fueron dependientes de una circunstancia: los contratos. Específicamente de PPAs a largo plazo de energía que permiten flujos de caja predecibles para pagar a los inversores, y que permiten abordar el alto costo inicial de los proyectos, así como los bajos costos de operación y mantenimiento.

Vender energía eléctrica al mercado spot como hacen las plantas de gas natural, sin embargo, no es tan fácil.

El único ejemplo de proyecto FV que está actualmente participando en el mercado spot en Estados Unidos es la planta Barilla del fabricante de paneles First Solar en Texas, y se trata de un proyecto que perdió una cantidad considerable de dinero. Esto hizo eco del fracaso de algunos proyectos solares “merchants” de algunas empresas estadounidenses en Chile, lo que provocó un escándalo en el país en 2017, ya que estaban respaldados por fondos del gobierno.

Pero con PPAs cada vez más cortos, los inversionistas han empezado ahora a mirar hacia el mercado spot con más interés. Esto es, por lo menos, lo que se aprendió en un panel de la conferencia American Council for Renewable Energy’s Renewable Energy Finance Forum – Wall Street conference

“Estamos hablando de PPAs de cinco a siete años para la energía solar”, dice Himanshu Saxena, CEO de Starwood Energy Group. Y si bien esto levantó algunas cejas en la sala, los PPA de siete años definitivamente se han firmado en los Estados Unidos, incluso con los empresarios corporativos.

Saxena señala que incluso en subastas, la duración del contrato se acorta de siete a 15 años. Y mientras que la idea del mercado spot siempre se queda como opción par el día en que expiren los contratos, Saxena dice que la situación ahora está cambiando: “Se trata de un 80-85 por ciento de venta al mercado spot y un 15-20 por ciento de PPAs”, explica.

Efectos en las finanzas

Este cambio a PPA más cortos y el saldo de los ingresos de proyectos de por vida que provienen de las ventas del mercado al contado tiene grandes efectos en el financiamiento de proyectos. Cuando a la Directora de Allianz Global Investors, Catherine Helleux, se le preguntó si los inversionistas todavía sentían que necesitaban recuperar su dinero al final del término de la PPA, ella respondió que prevé que: “la industria en general no esté de acuerdo”, señalando que esto sería un mal augurio para el futuro de la energía solar.

Los términos de PPAs más cortos y la dependencia de las ventas al mercado spot significan un riesgo mucho mayor para los inversionistas de capital, pero con tanto dinero en busca de proyectos solares para invertir, este es un riesgo que muchos parecen estar dispuestos a asumir.

Y esto tampoco está sucediendo en un vacío político. La eliminación gradual del Crédito Fiscal a la Inversión (ITC, por sus siglas en inglés) significa la pérdida de un subsidio, pero también el financiamiento contable de impuestos y sus complejidades asociadas desaparecerán como parte de la estratificación del capital.

¿Solo al mercado spot?

Los Estados Unidos no están solos para esta tendencia hacia las ventas al mercado libre como un modelo comercial viable para la energía solar, y otras naciones están más adelante. A pesar de los problemas anteriores, se han construido una serie de proyectos solares “merchants” adicionales en Chile, y el mercado europeo y en particular el español parece que también se está moviendo hacia este tipo de venta.

México fue citado por los panelistas como un ejemplo de un mercado solar viable sin subsidios. “Cada vez que vemos un negocio que viene de México es de venta al mercado spot“, afirma Saxena de Starwood. “Y los prestamistas lo están financiando”.

En los Estados Unidos, la tendencia más avanzada se puede ver en Texas, que todavía tiene altos precios de energía al mediodía debido al despliegue limitado de energía solar y el uso intensivo de aire acondicionado en el verano. “En Texas, la gente realmente está probando cuánto tiempo de cobertura necesitas”, declaró Ted Brandt, CEO de Marathon Capital: “La economía es irresistible para que los operadores de plantas solares se conviertan al mercado spot”.

“La curva de precios para el futuro nos parece positiva”, dijo a pv magazine el CEO de Minutenergy Tom Buttgenbach.

Queda por ver cuánto estén dispuestos los inversionistas a pasar por alto las malas experiencias anteriores con proyectos comerciales.